Ocultar Sitio Ocultar Sitio

Organismo de Investigación Judicial - OIJ

Organismo de Investigación Judicial, OIJ, Poder Judicial, Costa Rica, sitio oficial, transparencia

Jueves, 30 Marzo 2017 14:50

Sección de Delitos Informáticos

Sección de Delitos Informáticos
20 años de ardua investigación en Delitos Informáticos

· La actividad contó con la participación de expertos de corte mundial, quienes aportaron sus conocimientos a las y los más de 200 asistentes a las charlas.
· Usted puede ver el video con la historia de esta Sección en: https://youtu.be/WlLW3fLLbeU

“Para el 2016 habían 60 mil familias de Ransomware y 260 mil ficheros contagiados en internet” afirmó Asier Martínez, del Instituto Nacional de Ciberseguridad (INCIBE) de España durante la celebración del XX Aniversario de la Sección de Delitos Informáticos del Organismo de Investigación Judicial (OIJ), el pasado martes 28 de marzo. La celebración se realizó con un Ciclo de Conferencias con especialistas de España, Estados Unidos de América, Panamá y Costa Rica durante todo el día.

Se presentaron las charlas “Situación actual del Malware”, a cargo del experto Asier Martinez Retenaga, del INCIBE, “Ciberseguridad, pensando global, actuando local”, por Christopher Bandon Evans, Vicepresidente de la compañía de Ciberseguridad Solutions de los Estados Unidos de América, “Ransomware, amenaza lucrativa”, presentada por Roberto Kam Villafañe, de la Compañía Trend Micro de Panamá y “Vauld7 y las aplicaciones de la Ciber guerra para Costa Rica”, a cargo del experto Esteban Jiménez Cabezas, de Information Security Advisor de IBM en Costa Rica.

El señor Asier Martínez en su exposición afirmó también que el negocio del Cibercrimen está muy bien organizado, tanto o mejor que cualquier empresa lícita a escala mundial.

Sin embargo para Christopher Brandon, es posible tener una buena Ciberseguridad si se empieza por un cambio de mentalidad. Para el experto hay que redoblar esfuerzos en mejorar las habilidades y la coordinación en el trabajo que realizan las policías y encargados de seguridad a nivel mundial. El experto concluyó que preparándose y entrenándose en los temas de ciberseguridad hará que haya más confianza para contrarrestar los múltiples ataques que día con día la ciberdelincuencia ejecuta.

Por su parte, el especialista Roberto Kam expuso varios ejemplos sobre las prácticas que realizan actualmente los ciberdelincuentes, las cuales no sólo afectan personas, sino compañías enteras, tal es el caso de un hotel al cual le bloquearon todas las llaves de las habitaciones, dejando a los huéspedes fuera de ellas sin poder ingresar, lo cual causó un caos en el sitio de hospedaje durante varias horas. Kam coincidió con Brandon al manifestar que es posible tener una buena ciberseguridad con buenas prácticas de para contrarrestar el Ransomware, como los respaldos de la información, el mantener estos respaldos en sitios diferentes y algunos otros consejos que ofreció a las y los presentes.

Y aterrizando el tema en nuestro país, el especialista de IBM Esteban Jiménez también ofreció algunos ejemplos de ataques que han puesto en entredicho la ciberseguridad en nuestro país. El experto manifestó que hay que poner atención a los cuidados en lo que respecta al Gobierno Digital e implementar mayores medidas de seguridad, con la finalidad de que los datos de las personas no puedan ser vulnerados y evitar delitos como las extorsiones y fraudes. Esto porque en nuestro país es muy fácil conseguir la información de cada personas en las páginas de gobierno, lo cual pone en desventaja a la población y eventualmente podría contribuir con la delincuencia.

Acerca de la Sección de Delitos Informáticos

La Sección de Delitos Informáticos del Organismo de Investigación Judicial comenzó a gestarse desde 1996, cuando Marco Barboza Roldán, Jefe de la Sección de Soporte Técnico del Poder Judicial informa al Consejo Superior que los funcionarios a su cargo estaban siendo requeridos continuamente por Secciones del OIJ en allanamientos para decomisar equipo de cómputo y además ya se requería de personal para respaldar y analizar la información contenida en los computadores decomisados. Don Marco informó al ente rector que este tipo de diligencias seguían en un aumento constante.

Fue así como aumentó el volumen de trabajo a raíz de solicitudes de otros despachos del Poder Judicial. Por ejemplo, en aquel momento la Delegación Regional del OIJ de Alajuela había pedido que el informático de la zona participara en allanamientos que se debían realizar.

Así nació la “Unidad de Delitos Informáticos”

En sesión del 16 de diciembre de 1996 la Corte Plena, mediante el artículo VI aprobó la creación de dos plazas de "Investigador de Delitos Informáticos" a partir del 1° de enero de 1997, las cuales serían otorgadas al Departamento de Investigaciones Criminales del OIJ.

Fue en el mes de abril de 1997 que inició operaciones la Unidad de Investigación Informática, con los funcionarios Elpidio Calderón Chaves y Danilo Retana Hidalgo. En ese momento el Organismo de Investigación Judicial se encontraba bajo la dirección de la Licda. Lineth Saborío Chaverri.

En el mes de enero de 2002 la Unidad de Investigación Informática cambió su nombre a Sección de Delitos Informáticos (adscrita siempre al Departamento de Investigaciones Criminales), la cual actualmente se encarga de realizar las investigaciones relacionadas a este tipo de delitos así como aquellas donde existan medios informáticos utilizados para un acto delictivo o como medio de prueba.

En ese momento se utilizaban herramientas rudimentarias para recuperar datos borrados tales como UNERASE de Norton. Asimismo se utilizaban unidades y discos zip para almacenar los respaldos de los computadores decomisados. Posteriormente se usaron unidades de cinta para almacenar respaldos más grandes, para lo cual se utilizaban programas como SAFEBACK.

Sección de Delitos Informáticos hoy

Actualmente la Sección de Delitos Informáticos del OIJ utiliza técnicas de computación forense alineadas con estándares internacionales, para la recolección, preservación y análisis de indicios, garantizando la cadena de custodia de los mismos, sean computadoras, teléfonos celulares, u otras unidades de procesamiento y almacenamiento de datos.

Esta Sección está compuesta por una Jefatura, dos Supervisores, diecinueve Profesionales en Informática y dos asistentes administrativos.

Es una de las secciones especializadas en este campo más antiguas de América Latina.
El caso que originó el nacimiento de la Sección de Delitos Informáticos fue el cierre del Banco Anglo Costarricense, que si bien ocurrió en 1994 su investigación perduró por varios años. También se han investigado casos de fraudes registrales en el Registro Nacional, fraudes en licencias y pasaportes, así como casos de infracciones a la ley de derechos de autor (programas ilegales).

Actualmente la Sección brinda apoyo a las demás Secciones del Organismo de Investigación Judicial y al Ministerio Público en la investigación de todo tipo de delitos, como fraudes, delitos sexuales, homicidios, secuestros, entre otros, cuando se trata de obtener información que ayude en la investigación.

En la Sección de Delitos Informáticos se tramitan delitos como Estafas Informáticas, Sabotaje Informático, Tenencia, Difusión y Producción de Pornografía Infantil, Suplantación de Identidad en Internet, Violación a las Comunicaciones Electrónicas, Violación de Datos Personales, Amenazas por Medios Electrónicos, Extorsiones a través de Internet, Secuestros de Personas donde han mediado comunicaciones digitales y solicitudes de rescates pagando con moneda digital, así como cualquier otro delito que utilice la tecnología para su comisión.

Redes Sociales:

                                                                             
               Licencia Creative Commons